El Arsenal, al borde del desastre

Los ‘Gunners’ se encuentran en la cuerda floja. En tres partidos de Premier no han podido rescatar puntos

Pese a una victoria excelsa en la Carabao Cup (6-0 frente al West Brom), el Arsenal de Arteta no levanta la cabeza en la Premier League. Ya son tres derrotas en tres partidos disputados (0-2 vs Brentford, 0-2 vs Chelsea y 0-5 vs Man City) y la sensación de crisis se comienza a manifestar en el club ‘Gunner’. En este artículo se analizarán los motivos del mal momento del conjunto del Emirates.

Arteta pierde el vestuario

Existen procesos que pueden durar días, meses y hasta años para demostrar el nivel que se busca. Sin embargo, en equipos con historia como el Arsenal, los procesos no pueden hacerse esperar. Detrás de esto hay un contingente económico, logístico y humano para lograr buenos resultados.

Luego de la salida de Wenger, la cual no fue la que se esperaba, Emery tuvo que pagar los platos rotos de un Arsenal en una reconstrucción abstracta después de algo más de 20 años con el francés. La llegada de Arteta, tras un paso de Emery sin pena ni gloria, ilusionaba a la hinchada del conjunto de Londres. Aunque se han tenido vagos momentos exitosos, entre ellos la FA Cup y la Community Shield, la actualidad del club ‘Gunner’ atraviesa un momento crítico.

Aubameyang y Arteta celebran la FA Cup 19-20. ARSENAL FC

Pese a que el club en los últimos años ha adquirido grandes jugadores, la ideología no carga en el conjunto. Ya sea carencias de conexión o de experiencia, la falta de un desarrollo íntegro en la idea de juego ha provocado que se noten falencias sobre el césped.

Fichajes estelares como espejismos

Jugadores como Lacazette, Aubameyang, Odegaard o David Luiz no han sido significativos para el conjunto de Arteta. Pese a que no se pone en duda su calidad individual, su rendimiento en el club londinense ha dejado mucho que desear.

Leno no puede solo, la defensa ‘Gunner’ es un desastre, tanto los centrales como los laterales no contienen los embates rivales. Sumado a la salida de Emiliano Martínez debido a la poca continuidad del portero argentino en el conjunto de la capital, el portero alemán vive momentos de presión absoluta.

Una plantilla con talento pero nulo entendimiento con Arteta. ARSENAL FC

Rivales directos bien reforzados

Pese que no podemos tomarlo como un factor importante, la manera en la que muchos clubes del torneo, por no decir la mayoría, se han reforzado, es un punto en contra. Mientras el Chelsea, Tottenham, Manchester United o City, entre otros, han hecho excelentes contrataciones, el Arsenal recicla a sus cedidos.

Una fórmula que no le está funcionando a Arteta es reciclar a sus cedidos. Si un jugador no te funcionó a préstamo tampoco lo hará siendo un fijo en la plantilla. Esto es bien diferente en el caso de sus rivales, quienes están importando jugadores de otras ligas, con experiencia, juventud o haciendo mano de los mejores jugadores de clubes pequeños con miras a jugar en el ‘Big Six’.

Sin duda alguna la situación del Arsenal es preocupante, pasando en menos de 17 años de ser invencibles (2004) a pelear en puestos de descenso (2021). Lo cierto es que no podemos responsabilizar directamente al entrenador de esto. Así como crear un equipo conlleva un proceso, deteriorarlo también. De por sí, Wenger hizo un excelente trabajo, pero también con él comenzó la decadencia en el club.

Odegaard es una de las apuestas del Arsenal. ARSENAL FC

Así como pasa con los jugadores, los entrenadores ‘vacas sagradas’ son un virus aún más dañino, debido a que ellos consumen jugadores primordiales, rechazan estrellas inminentes y compran fracasos inmediatos. Sumado a esto, el nulo respeto al proceso anterior, y la obligación a que un técnico sin experiencia, respete el suyo, son los condimentos perfectos para el fracaso.

Si Arteta no golpea la mesa a sus dirigidos y la directiva, podrá perder su puesto. Sin embargo, podrán llegar muchos entrenadores al conjunto ‘Gunner’, pero si la casa no está en orden, el descenso está como plato principal. Aunque eso sería una manera directa de ganar una liga, algo que el Arsenal desconoce desde 2004.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *